Intercitrus considera muy positivas las medidas anunciadas por el presidente de la Generalitat para atenuar el impacto de la crisis citrícola

Valencia, 28 de diciembre de 2018. La Interprofesional Citrícola Española -Intercitrus- valora en términos muy positivos los resultados de la reunión mantenida esta mañana con el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, para abordar la dura crisis que atraviesa el sector durante la actual campaña y plantear la adopción de medidas que contribuyan a atajar el devastador impacto que esta coyuntura adversa está teniendo sobre la renta de miles de citricultores.

Durante la celebración del citado encuentro, al que también asistió la consellera de Agricultura, Elena Cebrián, fue el propio presidente de la Generalitat quien se comprometió a impulsar la puesta en marcha de toda una serie de acciones encaminadas tanto a enderezar el rumbo de la presente temporada como a sentar unas bases de carácter más estructural que contribuyan a resolver viejos y enquistados problemas que lastran la capacidad competitiva del sector.

Concretamente, las medidas que Puig anunció ante los dirigentes de Intercitrus -entidad constituida por las organizaciones agrarias, los operadores comerciales y la industria de transformación- son las siguientes: apoyo para la puesta en marcha con carácter de urgencia de una campaña para la promoción del consumo de cítricos, facilitar a Intercitrus el uso de la Oficina de la Comunitat Valenciana en Bruselas para que desde la misma la interprofesional pueda ejercer su función de lobby en la capital de la Unión Europea (UE), así como reforzar la oficina mediante la contratación de personal especializado en materia agraria y organizar reuniones con distintos departamentos de la Comisión Europea para que Intercitrus pueda exponer directamente la problemática sectorial, especialmente en los aspectos relativos a las importaciones de cítricos de países terceros, tanto en los temas que afectan al funcionamiento del mercado como al riesgo fitosanitario que entraña la entrada de nuevas plagas y enfermedades.

Asimismo, otras de las iniciativas que van a desarrollarse son la instauración de la ayuda de mínimis para todos los citricultores gravemente afectados por causas de mercado o por motivos climáticos no asegurables, la puesta en marcha de una línea de créditos bonificados, la creación de una línea especial de ayudas para la recuperación del arbolado afectado por los diferentes temporales de lluvias acaecidos en el otoño de 2018 y la elaboración de un plan estratégico para el sector citrícola que contemple todas las reformas necesarias para evitar la repetición de crisis tan devastadoras como la actual.

Al término de la reunión mantenida con el jefe del Consell, todos los representantes de la interprofesional citrícola coincidieron en destacar el nivel de compromiso e implicación mostrado por Ximo Puig y valoraron que haya asumido las reivindicaciones del sector. A partir de ahora una comisión de seguimiento, formada por miembros de Intercitrus y de la Administración y cuya constitución se acordó durante este mismo encuentro, se encargará de trabajar en la implementación de todas estas medidas que deberían servir para hacer frente a una crisis que durante la actual campaña está alcanzando extremos insostenibles.

Intercitrus está formada por las organizaciones agrarias ASAJA, COAG y UPA, por Cooperativas Agro-alimentarias y el Comité de Gestión -como representantes de los operadores comerciales- y por la Asociación Española de la Industria de Zumos y Concentrados de Frutos Cítricos (AIZCE).

Descargar archivos adjuntos:

Volver