AVA denuncia que la alta salinidad de la Albufera provoca pérdidas de más de 740.000 € para los horticultores del Perelló

AVA-ASAJA denuncia que la alta salinidad que está registrando la Albufera desde el verano está echando a perder los cultivos de hortaliza de la zona del Perelló, alrededor de 3.000 hanegadas, con lo que las pérdidas económicas ascenderán a más de 740.000 euros. La organización agraria reclama a la CHJ que asigne una concesión de agua de 1 hm3 al año para estos cultivos dada la utilización histórica de sobrantes del Júcar de estos regantes, y que los cultivos están situados en una zona inundable del Parque Natural de la Albufera. 

 

 

La excesiva salinidad del agua está provocando pérdidas directas de hasta el 100% en los cultivos de pimiento, tomate y verdura china a causa de la intoxicación de las matas, además de afectar la mayor parte de la cosecha, de la que dependen económicamente en torno a 200 productores y sus familias. La escasez de lluvias durante el verano ha elevado el nivel de concentración de sales en el lago a más de 3,5 miliMhos, cuando a partir de 3 provoca reducción en la cosecha y se espera que en los próximos días se incremente mucho más. Los horticultores temen que se repita la situación del pasado año, a finales de la campaña de hortalizas, cuando la salinidad de la Albufera ascendió a niveles casi de agua marina y supuso pérdidas millonarias para los agricultores de la zona. 

 

Ahora mismo los agricultores riegan sus hortalizas a partir de los sobrantes del Júcar en la marjal de la Albufera, y ello es posible gracias a la inteligente gestión de la Comunidad de Regantes de Sueca”, valoró el presidente de AVA, Cristóbal Aguado, quien reclamó a la CHJ una política “más objetiva y realista de las disposiciones del Júcar desde su origen hasta su desembocadura, de modo que los regantes tradicionales que usan los sobrantes, como los del Perelló, tengan el agua necesaria para seguir ejerciendo su profesión”. 

 

Para el dirigente agrario, “es incomprensible que estos regantes no tengan todavía una concesión de agua después de más de un siglo cultivando y utilizando los sobrantes de las aguas del Júcar, al igual que ocurre con la Comunidad de Regantes de Tavernes de la Valldigna”, por lo que exigió a la CHJ un estudio de la descontrolada sustracción de recursos hídricos por encima de la presa de Tous. Además, Aguado comentó que esta situación demuestra la “inviabilidad de un trasvase del Júcar desde cualquier punto que no esté cercano a la desembocadura del río”.

Volver